Etiqueta: meditacion conciencia

El amar y el amor

14 Sep 20
Rashuah
, , , , , , , , ,
No Comments

Ya intestaste explicarte a ti mismo o a otros que es amar? Definir el amor perfectamente en pocas palabras? Difícil, no?

El amor, aunque concordemos que es el sentimiento más noble e importante en nuestras vidas, parece complejo cuando intentamos elegir palabras para definirlo. Las palabras quedan cortas, redundantes, superficiales o vacías.

Cierta vez, durante una clase de meditación, una alumna dijo no comprender lo que yo quería decir con: “Abran al amor sin objeto!”

Entonces, les conté la siguiente historia para ejemplificar: 

Érase una vez un hombre que quería aprender a amar incondicionalmente. Buscó un gran y prestigiado maestro y le pidió que le enseñara a amar todo y todos sin condiciones. El maestro entonces lo colocó delante de un bello rosal y le dijo: “Ama este rosal!”

El hombre creyó que sería fácil amar al rosal, pues era bello y sus flores eran perfumadas. Y en pocos segundos, él estaba envuelto en una onda de amor. 

El maestro, entonces, lo sacó de allí y le pidió que se sentara delante de una rama seca y le dijo: “Ama esta rama!”  

Esta vez, el hombre tuvo un poco más de dificultad, pero empezó a buscarle la belleza a la rama, su color, sus pequeños bichos, que le caminaban por arriba y pasado un tiempo, el hombre logró sentir una onda de amor, menor que el amor que sintió por el rosal, pero había amor.

Feliz fue hasta el maestro con la noticia, lo cual el maestro le contestó: “Ahora cierra los ojos y ama!” 

El hombre confundido, preguntó: “Qué voy amar, maestro?”

“Solo siente el amor!” – respondió el maestro.

El hombre cerró sus ojos y empezó a buscar imágenes en su mente para amar. De repente, el maestro lo interrumpió: “Para! Que haces?”

“Estoy buscando cosas para amar, maestro” – contestó el hombre.

El maestro, entonces, se sentó junto al hombre y le dijo:

“Mientras busques objetos o personas que te despierten amor, no estarás amando de verdad. El verdadero amor es generado dentro de ti, desde ti mismo y entonces es proyectado hacia afuera. Y siendo así, no importa el objeto o persona que esté delante de ti o en tu mente, pues podrás proyectar tu amor a todo y a todos.

Y el  hombre entendió, por fin, lo que era amar incondicionalmente, sin objetos.

No hay nada afuera que merezca o no nuestro amor. Solo existe ¨nuestro amor¨ que es siempre proyectado. Mientras ese estado amoroso no sea  encontrado, las personas van siempre a buscar afuera algo que les de alegría o satisfacción y continuarán buscando otras personas “que les hagan” felices. Pero el amor estará solamente en un único lugar posible: en si mismas.

Ábrete al amor sin objetos. Esa será tu verdadera capacidad de amar.

Ama!

Vera Calvet

La ventana borrosa

21 Jul 20
Rashuah
, , , , , , ,
No Comments

Podemos relacionar la meditación con una ventana sucia y borrosa. Cuando meditamos limpiamos el polvo en un punto central, hasta desempañar y así poder ver a través del círculo que limpiamos lo que está más allá de la ventana.

No vemos el todo, pero vemos mas allá de lo que nuestra mente podía percibir antes. Es en este momento que la consciencia se expande y podemos percibir cosas que antes no había forma de entenderlas. Por ende, el proceso de la consciencia no termina ahí. Tenemos que continuar limpiando esa ventana, para ver el todo y también para mantenerla limpia y cristalina.

Así mismo es el trabajo personal, la limpieza que se hace al profundizar en las meditaciones e ir entendiendo todos los aspectos de aquel tema, y la manutención se da en la práctica del entendimiento adquirido durante la meditación. A cada práctica, la ventana va volviéndose más limpia y el cuidado constante va haciendo que permanezca así.

Si solo meditamos una vez, tendremos la consciencia que hay algo más allá pero el vidrio de la ventana volverá a borrarse, ensuciarse y volveremos al inicio, con un recuerdo lejano de lo que podría ser mejor.

Tener consciencia momentánea no significa entendimiento ni transformación. Esto solo sucede cuando el entendimiento, a través del ejercicio meditativo viaja hacia el corazón y a la práctica objetiva, en estado de vigilia, es entonces que sucede de forma espontánea, pues ya es una verdad en la consciencia de la persona.

Con cariño,

Heloisa Aragao

El Amor y el Miedo en los tiempos del virus

20 Mar 20
Rashuah
, , , , , , , ,
No Comments

El Amor y el miedo en los tiempos del virus.

Estamos en un momento delicado. Por un lado, vemos actitudes obsesivas de gente alarmando sin informar, de gente expandiendo el miedo en lugar de contener, de gente teniendo actitudes egoístas sin darnos cuenta que al alamar al otro, estamos perjudicando a nosotros mismos. Y al ser tan pequeños en nuestros miedos, carencias y falta de poder, disminuimos nuestra inmunidad, estamos más susceptibles a cualquier cosa mala, y por lo tanto, un blanco fácil para que cualquier enfermedad se agrave.

Ese virus vino en un momento curioso del planeta! Cuanto más lo miro, más veo cuán inteligente es la energía divina. Estábamos tan separados entre izquierda y derecha, hemisferio sur y norte, desarrollados y no desarrollados, blancos y negros, pobres y ricos, etc.. De repente, no somos ninguna de esas cosas y a la vez somos todos Uno en un planeta que ayer parecía gigante. Tenemos que cuidarnos entre todos, cuidando nuestra salud y nuestra higiene, nuestra distancia social para que nuestros seres queridos estén bien, ya sea familia, vecinos, amigos, colegas o alguien del otro lado del mundo.

A veces mis alumnos me preguntan que es la conciencia? Y uno de ellos siempre me cuestiona que nunca le respondo lo mismo. Conciencia en estos tiempos de coronavirus es entender que no existe el afuera, que todo lo que yo haga por mi estoy haciéndolo por el otro, que realmente estamos conectados y si queremos darle la vuelta a ese juego, tendremos que hacer juntos por todos nosotros.

Y entonces, te pregunto: de qué lado quieres estar en este juego? Del lado de quien entra en pánico siempre que escucha a alguien estornudar o toser, del lado de quien se queja todo el tiempo, del lado de quien compra todo en el súper, olvidándose de los demás que podrán enfermarse y de forma inesperada el virus volverá a ti? Del lado mezquino, egoísta, oscuro o sufrido? Del lado de quien piensa que es todo una conspiración o que no le importa los demás? O del lado del amor y de la gratitud.

Es que todo lo que sucede tiene dos lados, no es así? Cómo podemos pensar en Amor en una hora como esa? Y Gratitud por qué?

Amor en los pequeños gestos, porque está sobrando tiempo para estar juntos, para hacer aquella comida para nuestra familia que está en cuarentena con nosotros, y si por casualidad estoy solo, para tomar un vino o un mate y festejar mi propia compañía. Amor para ayudar a aquellos que no pueden salir de sus casas sea por salud u otro motivo, para no comprar todo y dejar que otros también puedan comprar, para no aumentar los precios de los productos más buscados y necesitados.

Amor es entender que quien puede debe quedarse en casa y aquellos que no pueden que busquen en ese momento evitar el contacto próximo a los demás. Amor para llamar a nuestros seres queridos en lugar de mandar mensajes fríos por whatsapp. Amor para escuchar la voz de alguien tan querido. El amor no se limitaal tacto. El amor es mucho más que eso, es compasión, es empatía, es solidaridad, es entender la necesidad del otro, es servir. El amor nos hace más fuertes y aumenta nuestra inmunidad, cosa tan cara hoy en día.

Lo que nos puede salvar de esta pandemia es el amor que sentimos por el prójimo. Entendiendo que el otro, hoy más que nunca, es una extensión de nosotros.

Y la gratitud? Tenemos mucho por agradecer. Principalmente aquellos que pudieron quedarse en casa. Ahora sobra tiempo para organizar aquellos papeles, tirar el exceso, donar lo que no necesitamos, charlar sin preocuparse con el tiempo. Jugar al truco, jugar a las escondidas con los chicos, contar historias. Agradecer pues pudimos rescatar el tiempo, tan precioso.

Estábamos tan absortos con cosa menos importantes. Todo lo que parecía tomar nuestro tiempo nos fue sacado y quedó el tiempo para estar con quien siempre está con nosotros. Para aquellos que tienen que salir a trabajar, el transito está mucho mejor. Algunas ciudades pudieron percibir un retroceso en la poluición.

Tenemos que agradecer pues ahora vemos cuan importante es estar juntos, que aquella ropa o aquel celular importado son irrelevantes en este momento. Agradecer pues un virus nos hizo ver lo que es realmente esencial. Está devolviéndonos nuestra dignidad, nuestra humanidad. Y así, como el amor, la gratitud aumenta de forma gigantesca nuestra inmunidad.

Entonces te pregunto, será que tenías conciencia de eso? Percibiste que gran oportunidad tenemos de decir a alguien que lo amamos? De sentir ese amor de forma genuina, sin vergüenza de expresarnos?

La naturaleza ya nos mostró que puede volver al equilibrio, basta con que sea mínima nuestra interferencia. Somos nosotros los desequilibrados en este ecosistema, y tenemos ahora una gran oportunidad de rescatar ese equilibrio, por lo tanto: Ame con A mayúscula y agradece con todas las células de tu cuerpo. Estamos juntos en este barco e vamos para adelante! Que tengas un lindo día.

NUESTRO NIÑO Y LA CORTINA DEL PASADO

18 Ene 20
Rashuah
, , , , , , , , , ,
No Comments

Otto Lara Resende, periodista y escritor, dijo cierta vez en una de sus columnas: “ Un niño ve lo que el adulto no ve. Tiene ojos atentos y limpios para ver el espectáculo del mundo. El poeta es capaz de ver en la primera vez lo que, de hecho, nadie ve. Y existe el padre que nunca vio a su propio hijo, el marido que nunca vio a su propia mujer. Eso existe por demás. Nuestros ojos se gastan en el día a día, opacos. Es por ahí que se instala en el corazón el monstruo de la indiferencia”.

Eso es tan cierto, creo que no abrir los ojos de nuestro niño interior es estar condenados por el resto nuestra madurez.

Tal vez no se pueda acusar propiamente a la madurez por la pérdida del niño y del poeta, pero la mirada siempre volcada al pasado, sí esa puede ser la gran responsable. Pues el pasado puede infiltrarse en el presente, trayendo una cortina de viejos hábitos de percepción que roban la luz del sol e impiden a la renovación, entrar.

Al mismo tiempo que nuestras experiencias del pasado nos traen conocimiento, pueden también darnos la impresión de que nada cambia. De que, por ejemplo, una vez visto un paisaje, será siempre el mismo a partir de ahí. O que las personas que conocemos también serán siempre las mismas y con eso pensamos tener que conocer otros paisajes y otras personas todo el tiempo, tratando de mantener nuestra mirada curiosa e interesada. La vida comienza a parecer una corrida contra el aburrimiento.

Pero lo mismo está siempre en nuestro ojos volcados al pasado, pues cada minuto del presente es tan nuevo, tan mágico y bello. Tantos descubrimientos, cambios y detalles nunca percibidos en nosotros, en las personas y en el mundo están ahora en frente nuestro, en el presente.

Cómo podemos ver esa explosión de vida y novedades cuando todo lo que percibimos es la cortina del pasado? Atrás de la cortina todo es viejo, repetitivo, siempre el mismo aburrido día. Nada cambia y nuestro espacio se hace cada vez más chico, sofocante y oscuro. Cuál es la motivación posible para iniciar un nuevo día, si todos parecen iguales? En la tentativa de dar algún movimiento, tratamos de provocar nuevos y emocionantes eventos, como también negativos, para sentirnos vivos. Pero, la cortina hace que los nuevos eventos pasen a ser rápidamente, tediosos y viejos.

Sí! Nada consigue sacudir y ahuyentar al monstruo de la indiferencia, mientras no se recupere la mirada curiosa del niño y la observación sensible de nuestro poeta interior, en el momento presente.

Vivir nuestro niño interior es despertar a la excepcionalidad de cada momento y ser feliz.

Vera Calvet

PODCAST

Te sientes preso, víctima de tus emociones?

Hacemos asociaciones emocionales partiendo de sentimientos que están frente a nuestros ojos, sin que lo percibamos. Y de esa forma seguimos nuestra vida, guiados por nuestras emociones inconscientes. Intoxicando nuestros cerebros y perjudicándonos cada vez más, sin lograr los cambios que tanto nos gustaría lograr.

.

¿Cuál es entonces la fórmula para cambiar? El Autoconocimiento! Conociendo nuestros patrones emocionales negativos y cómo reaccionamos a las situaciones es cómo podemos atacarlos para hacer el cambio que tanto queremos.

.

Tienes la oportunidad de modificar tu vida diaria, buscando el autoconocimiento, el cambio interior, la consciencia a través de técnicas exclusivas de Meditación.

.

Nuestros cursos y talleres son brindados de forma presencial u online. Si quieres conocer más con respecto a nuestro trabajo, puedes mandar un mensaje al whatsapp +5491167037492 y agendamos una clase experimental para que puedas probar como es este estado de cambio de consciencia.

Para escuchar al podcast basta cliquear en el link: https://anchor.fm/instituto-de-meditaciu00f/episodes/Un-mal-da-comn-eqpfcs