Etiqueta: depresión

Depresión: el mal del siglo

07 Sep 20
Rashuah
, , , , , , , , , ,
No Comments

Antes de cualquier observación que quede claro: la depresión ¡es una enfermedad!

Digo esto, pues hay quienes piensan que es por flojera, falta de voluntad, pereza, etc.

Obvio que para una persona que convive con alguien abatido por esta enfermedad es difícil entender, convivir y principalmente ayudar. Pues no hay palabras positivas e incentivos suficientes que puedan perdurar cuando una persona sufre una crisis de depresión. Esa persona simplemente es incapaz de reaccionar sin un tratamiento, sin la mediación adecuada. Entonces, si tú convives con alguien que sufre de depresión, cuídate y ayuda a esa persona a buscar tratamiento médico.

Digo que te cuides pues es fácil que intentemos ayudar y no lo logremos, por ende terminamos sintiéndonos muy mal y consumidos.

La depresión parece ser realmente el mal del siglo.

¿Por qué?

Comprende los detonadores para intentar entender el proceso:

A pesar que la depresión tiene causas físicas que la caracterizan como una enfermedad tratable, muchas personas la desarrollan después de un periodo emocional especialmente perturbado.

Y vivimos en un tiempo dónde el estrés invade nuestras vidas cada vez más.

El estrés, exactamente por no ser una enfermedad propiamente, tiene síntomas indefinidos y al mismo tiempo abarcantes. Pueden ir desde un dolor de cabeza, disturbios del sueño, irritabilidad, cansancio, dificultad de concentración o tensión muscular a dificultades respiratorias, dificultad de memoria, problemas digestivos, presión alta, problemas cardíacos, y hasta disturbios psíquicos como síndromes, depresión y pánico.

El tipo de vida que nos auto-imponemos, en la cual pensamos ser necesario obtener mucho más recursos financieros de lo que realmente necesitamos, nos exigen más esfuerzo para cumplir el patrón establecido y nos coloca delante de conflictos en la vida profesional donde hay cada vez más competencia y menos espacio.

Y cuanto más nos apoyamos en causas externas para ser felices, más nos faltarán nuestros supuestos apoyos.

Los eventos en nuestras vidas así como algunas relaciones, son temporales, forman parte del gran flujo de la vida, del ir y venir de nuestros aprendizajes. Aferrarse a los eventos, personas y otras cosas temporales no tiene nada positivo.

Y cuanto más nos aferramos, más herimos a quien está a nuestro lado.

Es común que una persona que sufre de depresión no perciba a las verdaderas personas y apoyos en sus vidas, teniendo la costumbre de insistir en las perdidas, sin notar las inmensas y durables cosas positivas a su lado.

Y eso tal vez, sea lo que más hiere a las personas que están cerca intentando ayudarla a superar. Esas personas se sienten casi invisibles, desvalorizadas.

Lo que sucede es que una persona deprimida elige involuntariamente el foco negativo que la mantiene presa a un ciclo vicioso. No existen pensamientos positivos o alternativas que alguien le pueda ofrecer para que pueda reaccionar positivamente por un periodo más largo. Su mente acostumbrada al ciclo viciosos de pensamientos negativos la arrastra de vuelta.

Por eso mencioné en el principio del texto: ¡cuidado! Entiende el proceso y cuídate para que no seas arrastrado al punto de enfermarte emocionalmente también.

Incentiva a la persona a buscar ayuda profesional pero recuerda que tú no puedes ser el terapeuta de tus relaciones. Empatía y amor no quieren decir dejarte consumir. Al contrario, si tú caes no podrás ayudar de ninguna forma.

Los detonadores que causan las pequeñas y grandes crisis emocionales están esparcidos en nuestra sociedad.

Tal vez el alto patrón de exigencia que nos auto-imponemos sea uno de esos detonadores. Y ese alto patrón nos exige un comportamiento cada vez más encuadrado en una u otra serie de patrones, como los estéticos, económicos y sociales que valoran el externo y no toman en cuenta el verdadero yo de cada uno de nosotros.

Y eso se agrava si no aprendemos a valorar y vernos a nosotros mismos. No nos conocemos en realidad y eso nos hace rehenes, mirándonos y guiándonos por patrones externos y temporales.

Sea como sea, la crisis emocional que puede detonar un proceso de depresión,  es la alarma que estamos con pensamientos negativos con respecto a nuestro poder personal.

No nos sentimos lo suficientemente buenos, fuertes, esto o aquello.

¿Y qué significa suficiente?

Guiados por parámetros utópicos, lo suficiente puede significar lo imposible.

El miedo y la frustración pueden ser dos sentimientos importantes y generadores de la crisis emocional que antecede a la depresión.

A veces parece que entramos en un periodo de agujero negro, donde todo parece ser aspirado hacia ese abismo. Y parece que nada en nuestras vidas se manifiesta positivamente.

Pero en esos momentos, a pesar que nuestros pensamientos estén entregados a la negatividad, podemos intentar elegir pensar que eso puede ser una especie de aviso de la vida.

No como un aviso de que no somos lo suficientemente buenos y capaces, sino que estamos pensando en una dirección equivocada, la cual puede hasta que parezca correcta pero en verdad no es compatible con nuestro camino de evolución, con nuestra verdad interior.

Por ejemplo: Podemos querer que nuestra profesión vaya bien, sea exitosa, sin que nos guste realmente nuestro trabajo. Eso sería una incoherencia energética. El dinero proveniente del trabajo, simplemente no llega.

O, podemos estar deseando que una relación tenga éxito, pero al no conocernos realmente, no podemos conocer, entender al otro y también no conseguimos hacer que nos entiendan.

Lo que hace que nuestros caminos se abran naturalmente, sea donde sea, es nuestra energía de placer y verdad delante del suceso.

Busca investigar en el fondo de tu alma y ve donde tu verdadera energía estaría entrando en contradicción con tus actitudes y pensamientos. Utiliza el aparente agujero negro de la tristeza, de la forma más positiva, intentando entender los mensajes de la vida.

Busca preguntarte si, por ejemplo, el trabajo que ejerces actualmente es una voluntad de tu corazón. Pregunta y escucha a tu corazón, pues a veces escuchamos la voz irracional y nos olvidamos de escuchar nuestro corazón.

En caso que estemos siguiendo apenas la voz de la razón y olvidando nuestro corazón, el camino realmente no se abrirá totalmente. Lo que abre nuestros caminos en la vida es expresarnos con amor y placer, es lo que verdaderamente somos y nos gusta hacer. El éxito es consecuencia de eso.

Otras veces queremos controlar a las personas o deseamos que ellas sientan, sean o piensen como nosotros. Y cuando no logramos eso, podemos sentirnos frustrados. Otra vez son nuestros pensamientos y sentimientos negativos.

Nuestro agujero negro puede estar avisándonos que estamos siguiendo un camino equivocado, ya que nadie puede controlar o modificar al otro si esa persona no lo que quiere.

Escucha a tu corazón sinceramente. El sabrá guiarte.

No existe la felicidad sin autoconocimiento. La verdad libera.

No te resistas a buscar ayuda médica.

Muchas veces, tenemos un desorden físico-químico real y pensamos que estamos solo tristes. Existen medicamentos modernos y sin tantos efectos colaterales que pueden ayudarte, aunque sea por un tiempo, hasta que consigas lidiar mejor con tus problemas emocionales a través de psicoterapia o Terapia Emocional de Apoyo.

Busca percibir y reconocer los verdaderos apoyos que tienes a tu alrededor. Pero entiende que solo dependerá de ti salir de ese sufrimiento. Esa es una decisión tuya y que nadie podrá tomar por ti.

Busca un médico. Habla con el respecto a esto.

Cuida de ti, que la vida te contestará de vuelta de forma mucho más rápida y positiva de lo que puedas imaginar.

Con cariño,

Vera Calvet

La ansiedad

15 Abr 20
Rashuah
, , , , , , , , , , , , , , , , ,
one comments
La ansiedad puede estar relacionada al hábito de pensamientos siempre volcados hacia el futuro, y como no tenemos medios de saber lo que el futuro nos reserva, eso nos puede dar miedo.
 
Ya la tristeza y la falta de voluntad de actuar pueden estar relacionadas al hábito de pensamientos volcados hacia el pasado y como no podemos cambiar los eventos del pasado, podemos tener miedo de que ese pasado se repita.
 
Por lo tanto, es posible que el sentimiento que está sacando tus fuerzas y ​​tu energía, no tenga como origen los sentimientos de ansiedad o tristeza, si no el miedo.
 
Me gusta decir a mis alumnos que “DIOS ES MUY CREATIVO Y NO REPETE UN día o ni siquiera una situación en nuestras vidas!”  Entonces, si pensamos que algo es la misma cosa, la misma situación repitiéndose, debes saber sabe que no es Dios o el destino repitiendo situaciones, si no nosotros que no cambiamos! Nosotros, con seguridad estaremos insistiendo en el viejo hábito de ver las cosas con los ojos del pasado o con la prisa y la ansiedad en el futuro.
  
El pasado son solo pensamientos, memorias, fotos mentales. Y el futuro también es sólo un pensamiento ahora, en este momento. Por lo tanto, pasado y  futuro sólo existen en los pensamientos. No están aquí y ahora en el presente. No son concretos y reales. Tienes miedo de algo irreal. Miedo de sombras y fantasmas creados y recreados por tus propios pensamientos.
 
Sólo el ahora es real! Nuestro poder de acción y de cambiar lo que no nos conviene está en el AHORA!
Y en el ahora es que esta tu poder y no en el pasado o en el futuro!
En este momento no puedes actuar en el pasado ni en el futuro porque estas en el ahora!
Tu no existes más en el pasado ni existes todavía en el futuro! Solo existes AHORA!
Intenta traer tu pensamiento para el único lugar real, para él ahora!
 
Si tu deseas construir un buen futuro, tienes que actuar en el ahora y si estuvieses ocupando tu mente con pensamientos del futuro todo el tiempo, además de quedar ansioso inútilmente, quedarás desatento al ahora, a las oportunidades que están ahora, en tu frente esperando tu acción. Al estar desatento a tu momento actual, no verás las innumerables oportunidades que tienes en este momento de actuar y construir el buen futuro que deseas. De esta forma, el buen futuro que tanto sueñas quedara cada vez más lejos, apenas en el pensamiento. No vas a conseguir construir ese futuro fuera del ahora. Tienes que desistir de querer construir tu futuro en otro lugar que no sea en el ahora porque es aquí, hoy, que conseguirás eso!
 
Existe un muy buen truco para traer tus pensamientos al momento presente y parar con la ansiedad que es: si, respire. El gran truco es acordarse de tu respiración! Respira atentamente, sintiendo la entrada y la salida del aire de tus pulmones por algunos minutos, como si todo lo que importase en tu vida fuese apenas el acto de respirar calmada y lentamente. Solo eso!
 
Eso funciona porque nuestra atención no puede estar en dos lugares al mismo tiempo. O  respiras concentradamente o piensas! No da para hacer las dos cosas al mismo tiempo! Hace la prueba! Intenta prestar total atención en tu respiración, contando, por ejemplo, hasta tres, mientras llenas tus pulmones y hasta tres mientras los vacías y seguir una línea de pensamiento al mismo tiempo.
 
Elije respirar atentamente, cuando notes que tus pensamientos están dirigiéndose afuera del presente y causándote ansiedad, miedo del futuro.
Para retirar el pensamiento de un foco negativo y llamarlo de vuelta al presente, al ahora, basta elegir respirar concentradamente algunos minutos! Respira colocando toda tu atención en eso, varias veces al día, siempre que te sientas sin energía o angustiado.
  
No dejes que la energía negativa y estresante te domine!
  
Actúa consciente de tu momento ahora y de tu poder de acción y protección!
  
Créelo, tú los tienes!
Tu puedes y vas a conseguir cambiar y quedar en paz! Múdate del futuro al presente! Las cosas suceden aquí!
  
Queda en paz y en armonía con la fuerza y ​​protección de tu verdadero yo!
 
Con amor  y mucho cariño,
 
Vera Calvet

Fuera! pasado

13 Dic 19
Rashuah
, , , , , , , , , , , ,
No Comments

Fuera! pasado

Usted ya notó como algunas experiencias del pasado, sean positivas o negativas, parecen estar tan presentes en nuestra vida al punto de invalidar u oscurecer los momentos presentes?

Una experiencia que fracasó en el pasado, puede causarnos tanto miedo de que vuelva a repetirse, al punto de paralizar nuestra acción o hacernos huir de otras nuevas experiencias en el presente.

Así como también una experiencia que fue maravillosa, puede hacer que la comparemos con todo lo que aparezca en frente nuestro, opacando también el brillo de las nuevas posibilidades y conquistas en el presente.

Memorias! Como son de traicioneras! Hay un dicho popular que dice: “Quien cuenta un cuento, agrega algo suyo.”

Pura verdad. Y los mecanismos de nuestra memoria son exactamente así. Cada vez que traemos una experiencia del pasado a la mente, agregamos o sacamos algunas cosas, conforme esté nuestro humor en ese momento. Algunas veces lo que sucedió anteriormente fue muy grave, pero en otros, no tanto. Observe y constatará cuantas trampas terribles la memoria nos puede crear.

El pasado, como el futuro, no existen ahora. No están sucediendo ahora, no en este momento.

El pasado está hecho de memorias, y las memorias son solo pensamientos, no están sucediendo en el momento presente. El futuro está hecho de anhelos y sueños, pero los sueños también son pensamientos, no están sucediendo en el momento presente.

El pasado y el futuro no existen concretamente, pues son solo pensamientos, ahora.

Por lo tanto, luchamos y estamos siempre dando vueltas con pensamientos y no con situaciones reales.

En verdad, solo existimos, de hecho, en el presente, que es el único lugar mental y físico donde las acciones se concretan, donde los sentimientos nos tocan, donde la belleza real está a nuestra disposición. El presente, definitivamente, es el único lugar donde tenemos poder, vivimos y existimos de facto.

La memoria puede engañarnos y perjudicarnos demasiado, en el caso que invalide o impida la percepción de una experiencia actual, tanto que podemos, inclusive, estar escondiéndonos en una experiencia del pasado, por miedo de vivir en el presente. Miedo de no conseguir controlarlo. Porque el pasado, bueno o malo, puede parecernos de alguna forma controlable, está ahí, es algo ya conocido y por lo tanto, más seguro que ese “tal” presente, que puede sorprendernos y hacernos perder el control.

Sucede que si ese pasado no existiera, en verdad, tampoco existiría el supuesto control y seguridad que pensamos tener, no es así?

Trampas, trampas!

Pero por qué no conseguimos liberarnos tan fácilmente de los sentimientos del pasado?

Tal vez la respuesta para eso es que la insistencia que tiene el sentimiento del pasado en volver, sea por causa de nuestro propio sistema de auto-sanación. Lo que sucede es que el pensamiento que generó el sentimiento del pasado no fue todavía comprendido correctamente, y vuelve para ser sanado y mejor comprendido. El sentimiento no vuelve solo para ser revivido, sentido o para traer sufrimiento o melancolías. Vuelve para ser entendido y transformado definitivamente.

El pasado vuelve para liberarnos, no para atormentarnos.

Siempre podemos sacar una buena enseñanza de las situaciones, por más negativas que puedan ser. Y siempre podemos tener experiencias placenteras ahora, por más que las del pasado hayan sido especiales.

En ese sentido es que los vínculos con lo pasado necesitan ser deshechos, necesitamos estar libres para observar y aprender del presente.

Vivir el presente significa estar totalmente conscientes de que cada acción tendrá consecuencias en el futuro y que cada situación actual tuvo nuestra participación anterior. Y que todo lo que podemos vivir en el presente puede ser maravilloso e intenso, si nos mantenemos aquí y ahora. Atentos y agradecidos en nuestra vida presente.

Pues es eso lo que es la vida: Un maravilloso presente que recibimos todos los momentos.

Qué tal vivir “presenteado” todo el tiempo? ¡Me encanta!

Eres una bomba lista a explotar?

26 Nov 19
Rashuah
, , , , , , , ,
No Comments

👇🏼No seas un terrorista en tus relaciones.😡 Controla tu humor, pues las personas no forman parte del equipo que desactiva bombas, y todo terrorista suele explotarse a sí mismo.👀
Uno de los más grandes desgastes en una relación es intentar convivir con una bomba de tiempo, sin saber cuando y donde ella va a explotar.⌛

💣No hay como prevenirse de las personas explosivas, pues cualquier cosa, por menor que sea, puede ser el detonador. Los verdaderos motivos son internos, emocionales y no externos, esos que la persona utiliza como justificándose de su explosión.
Si tú convives con una bomba de tiempo, cuidado! 🏥Cuidate y no tengas la ilusión de que la culpa es siempre tuya o que puedas previnirte y evitar una posible explosión. Si tú eres una bomba de tiempo, cuidate, pues nadie aguanta convivir con eso indefinidamente, ni siquiera tú. Busca ayuda.
Siempre les digo a mis alumnos y pacientes: “todos tenemos derecho a cinco minutos⏰ de autocompasión no más que eso!”
Si nos quedamos más tiempo, empezamos a creer que somos: víctimas, frágiles e impotentes. Perpetuando la victimización e imposibilitando una reacción positiva!

En los primeros cinco minutos luego de un evento frustrante es importante colocar a fuera los sentimientos negativos, tomar consciencia de la realidad en que nos encontramos “charlar con la almohada”, además de llorar y expresar nuestra frustración!

Sofocar los sentimientos y hacer de cuenta que nada nos pasó es lo peor en ese momento, pues sería mentirnos a nosotros mismos, imposibilitando el reconocimiento de la lección aprendida con el evento!
💁🏻‍♀Pero es importante que después de haber estado esos cinco minutos entregados a la autoconciencia emocional, paremos con la autocompasión! Necesitamos pensar en alternativas para esa reacción, entender la lección para volvernos personas mejores y seguir en la lucha, siempre para adelante!

Todos nosotros tenemos el derecho a cinco minutos! Pero pasar de ese tiempo hace que todo nuestro ser, las personas y el universo entero crean que somos, en verdad, víctimas! Y así, solo vamos a cosechar desde allí experiencias dolorosas y limitantes!⛓

⏲Coloca un cronómetro y manifiesta tus emociones en los cinco minutos! Después de eso, sacude la tristeza, coloca una música para animarte y empieza, con la mente más clara y con los sentimientos fortalecidos.

Con cariño,

Vera Calvet

Si la vida te da limones, haz una limonada.

02 Oct 19
Rashuah
, , , , , , , , , , , , , , ,
No Comments

Si la vida te da limones, haz una limonada

Está bueno utilizar los limones para transformarlos en algo que puedas utilizar. Es así que debemos actuar frente a los obstáculos, percibiendo una oportunidad y un aprendizaje.

Pero, hablando de lo que la vida te está dando, te da solo limones? Creo que ya estarás harto de tantos licuados, no?

No te parece que sería mejor tratar de entender porque la vida solo te entrega limones? No te parece que estaría mejor tomar frutos más dulces y menos corrosivos?

Si la vida te regala limones es porque andas plantando limones en lugar de sandias, manzanas y peras.

Quieres aprender a tener una huerta más variada?

Te invito  a una clase experimental de Meditación Ráshuah para entender como la energía de tus pensamientos y sentimientos contribuye para que plantes limones en tu vida y como tú puedes aprender a sembrar otras frutas.

Maestra y Psicoterapeuta Ráshuah

Read More…

https://anchor.fm/instituto-de-meditaciu00f/episodes/Meditacin-para-dormir-e105irj