Etiqueta: cambios

Pequeños cambios ayudan a transformar el mundo.

18 Abr 20
Rashuah
, , , , , , , ,
No Comments

Sabemos que todo empieza siendo pequeño, y que todo comienza en la mente, como una idea que asociada a una voluntad se transforma en materia y toma vida propia. También sabemos que para que la idea se propague, debe ser concebida de forma pura y entregada al universo. Así crecerá y florecerá de acuerdo a la ley de causa y efecto.

Cada cambio es individual y sólo se produce dentro de la persona que así lo quiere, sólo podemos cambiar algo nuestro a partir de nosotros mismos, de nuestra toma de conciencia, de nuestra auto-percepción. No podemos cambiar al otro ni podemos crear expectativas sobre consecuencias o hechos que no se ajusten exclusivamente a nosotros. Somos uno en medio de un engranaje, podemos hacer nuestra parte. Y si queremos aun cambiar algo en el mundo, tenemos que empezar por cambiar nosotros mismos.

Cada pensamiento comienza siendo pequeño, cada idea empieza pequeña, cada invento comienza pequeño y a medida que va contagiando a otros, va creciendo, ¡creciendo como una bola de nieve! Por eso, siempre debemos tener cuidado con lo que pensamos o queremos lograr, porque nosotros, tenemos toda la responsabilidad. No tiene sentido echarle la culpa a los demás por las cosas que no salen como nos gustaría, a eso le llamamos control. Y el control, además de ser una cosa muy mala, nos causa una gran angustia y dolor. El control nos da una falsa sensación de seguridad. El control es una ilusión, ya que no tenemos el control de nada, excepto de lo que pensamos. Por eso es tan importante saber lo que pasa por nuestra mente, ya que puede convertirse en materia y la responsabilidad del pensamiento es sólo nuestra.

Así que vamos a empezar nuestra reforma del mundo a partir de un pensamiento pequeño. Empecemos por respetar a la naturaleza, a los extraños, a los extranjeros, a los enemigos, a los más viejos, a los más jóvenes, a los mejores educados y a los menos favorecidos. A los vecinos, a nuestros primos, al tío molesto, a ese querido amigo, a aquél tránsito infernal y a tantas cosas que nos pasan cerca y lejos con una sola idea en mente: ¡El respeto a nosotros mismos! Sólo una persona que se respete puede tener respeto por otro, ya sea que este otro le guste o no. Y para respetarnos, tenemos que conocernos a nosotros mismos, saber lo que queremos y lo que podemos o no.

¡A partir de este principio podemos tener una pequeña idea y cambiar la historia del mundo!

Heloisa Aragao

La ansiedad

15 Abr 20
Rashuah
, , , , , , , , , , , , , , , , ,
one comments
La ansiedad puede estar relacionada al hábito de pensamientos siempre volcados hacia el futuro, y como no tenemos medios de saber lo que el futuro nos reserva, eso nos puede dar miedo.
 
Ya la tristeza y la falta de voluntad de actuar pueden estar relacionadas al hábito de pensamientos volcados hacia el pasado y como no podemos cambiar los eventos del pasado, podemos tener miedo de que ese pasado se repita.
 
Por lo tanto, es posible que el sentimiento que está sacando tus fuerzas y ​​tu energía, no tenga como origen los sentimientos de ansiedad o tristeza, si no el miedo.
 
Me gusta decir a mis alumnos que “DIOS ES MUY CREATIVO Y NO REPETE UN día o ni siquiera una situación en nuestras vidas!”  Entonces, si pensamos que algo es la misma cosa, la misma situación repitiéndose, debes saber sabe que no es Dios o el destino repitiendo situaciones, si no nosotros que no cambiamos! Nosotros, con seguridad estaremos insistiendo en el viejo hábito de ver las cosas con los ojos del pasado o con la prisa y la ansiedad en el futuro.
  
El pasado son solo pensamientos, memorias, fotos mentales. Y el futuro también es sólo un pensamiento ahora, en este momento. Por lo tanto, pasado y  futuro sólo existen en los pensamientos. No están aquí y ahora en el presente. No son concretos y reales. Tienes miedo de algo irreal. Miedo de sombras y fantasmas creados y recreados por tus propios pensamientos.
 
Sólo el ahora es real! Nuestro poder de acción y de cambiar lo que no nos conviene está en el AHORA!
Y en el ahora es que esta tu poder y no en el pasado o en el futuro!
En este momento no puedes actuar en el pasado ni en el futuro porque estas en el ahora!
Tu no existes más en el pasado ni existes todavía en el futuro! Solo existes AHORA!
Intenta traer tu pensamiento para el único lugar real, para él ahora!
 
Si tu deseas construir un buen futuro, tienes que actuar en el ahora y si estuvieses ocupando tu mente con pensamientos del futuro todo el tiempo, además de quedar ansioso inútilmente, quedarás desatento al ahora, a las oportunidades que están ahora, en tu frente esperando tu acción. Al estar desatento a tu momento actual, no verás las innumerables oportunidades que tienes en este momento de actuar y construir el buen futuro que deseas. De esta forma, el buen futuro que tanto sueñas quedara cada vez más lejos, apenas en el pensamiento. No vas a conseguir construir ese futuro fuera del ahora. Tienes que desistir de querer construir tu futuro en otro lugar que no sea en el ahora porque es aquí, hoy, que conseguirás eso!
 
Existe un muy buen truco para traer tus pensamientos al momento presente y parar con la ansiedad que es: si, respire. El gran truco es acordarse de tu respiración! Respira atentamente, sintiendo la entrada y la salida del aire de tus pulmones por algunos minutos, como si todo lo que importase en tu vida fuese apenas el acto de respirar calmada y lentamente. Solo eso!
 
Eso funciona porque nuestra atención no puede estar en dos lugares al mismo tiempo. O  respiras concentradamente o piensas! No da para hacer las dos cosas al mismo tiempo! Hace la prueba! Intenta prestar total atención en tu respiración, contando, por ejemplo, hasta tres, mientras llenas tus pulmones y hasta tres mientras los vacías y seguir una línea de pensamiento al mismo tiempo.
 
Elije respirar atentamente, cuando notes que tus pensamientos están dirigiéndose afuera del presente y causándote ansiedad, miedo del futuro.
Para retirar el pensamiento de un foco negativo y llamarlo de vuelta al presente, al ahora, basta elegir respirar concentradamente algunos minutos! Respira colocando toda tu atención en eso, varias veces al día, siempre que te sientas sin energía o angustiado.
  
No dejes que la energía negativa y estresante te domine!
  
Actúa consciente de tu momento ahora y de tu poder de acción y protección!
  
Créelo, tú los tienes!
Tu puedes y vas a conseguir cambiar y quedar en paz! Múdate del futuro al presente! Las cosas suceden aquí!
  
Queda en paz y en armonía con la fuerza y ​​protección de tu verdadero yo!
 
Con amor  y mucho cariño,
 
Vera Calvet

¿Cómo estás lidiando con la energía del fuego?

07 Abr 20
Rashuah
, , , , , , , , , , ,
No Comments

La energía del fuego es una energía de acción, expansión luz y calor. Pero también se manifiesta como rabia, enojo y frustración. Es una energía de calor y puede transmutar o quemar.

¿Qué es lo que voy a eliminar de mi vida hoy?

07 Feb 19
Rashuah
, , , , , , , , ,
No Comments

“Interesante….Acabo de darme cuenta de que todos los días, al empezar mi rutina de trabajo, mi primer pensamiento es una pregunta: ¨Qué puedo eliminar de mi vida hoy para dar más espacio?¨
La pregunta es literalmente esa! No es cuáles tareas tengo que cumplir. Es lo que voy a eliminar de mi vida para abrir espacio!
Las preguntas pueden parecer similares, pero son muy distintas!
Al pensar en eliminar, no solamente del día, sino de la vida, tareas, actividades pendientes, cuentas, yo termino por extender la idea hacia cosas, pertenencias, papeles y todo lo que estuviere adelante mío. Siempre fui una dispensadora de inutilidades y me siento mal con cúmulos.
Ya estuve al punto de tirar, en un impulso, cosas y papeles que más allá podrían hacer falta. Ahora pongo más atención y no me acuerdo de tener remordimientos hace años.
Siempre decimos en Ráshuah sobre cuanto un pensamiento tiene el poder de moldear nuestro día, nuestra vida. Y, a veces, esos pensamientos son tan automáticos, que por hábito, siquiera los percibimos.
Es verdad que me quedé sorprendida con el radicalismo de mi pensamiento, pero me encantó percibir los motivos que me facilitan una buena noche de sueño, cuando no llevo a dormir los trabajos pendientes ni las exigencias dañinas. Lo que no pude eliminar en el día, mañana lo echaré.
Adios problemas, cuentas y cosas pendientes nuestras de cada día! Necesito espacio para que cosas buenas y nuevas ocurran.
En el próximo mes, otras cuentas vendrán, obvio, pero son nuevas, diferentes y puedo siempre disminuirlas si estuvieron pesadas anteriormente! Mañana, con antelación y más espacio, tendré más poder, seguro!” Vera Calvet – Maestra de Meditación Ráshuah #meditación #espacio #pensamiento #libertad #claridaddepensamiento #exigencia #eliminar #mañana #ráshuah #veracalvet

Si usted desea más información, cliquee en el formulario abajo.

Nombre y Apellido (requerido)

Edad (requerido)

¿En qué zona/barrio vivís? (requerido)

Correo electrónico (requerido)

Teléfono de contacto (requerido)

¿Cuántos lugares querés reservar? (requerido)

¿Cómo nos conociste?

¿Practicaste o practicas meditación?

La hora de Cambiar

24 Oct 17
Rashuah
, , , ,
No Comments

Era una vez…. una persona normal.

Una persona que se veía a si misma normal y buena persona.
Se reconocía como una persona de bien, que buscaba vivir dentro de sus más altos patrones de respeto, bondad y dignidad.
Había sido bien orientada por la familia, por lo tanto, nunca pensó que necesitaría más que continuar viviendo conforme a sus directrices.

Buscaba no hacer mal a nadie, por lo menos no a propósito, pero a veces la rabia le subía la cabeza y acababa diciendo cosas de las cuales después se arrepentía.

Miraba hacía las personas y veía hasta cuanto podían estar equivocadas y desviadas de los altos patrones y tenía consciencia de que los suyos era por encima de la media.
Y hasta por eso, a veces, sentía voluntad para criticar y horrorizarse ante lo que veía de peor en el ser humano.
Su vida le parecía normal y estable, cuando pensaba en eso, solía decir:
“- Normal! Buena! ”
No era que no ocurriesen problemas ocasionales en su vida o que le pareciese aburrida. Al contrario, gustaba de su vida!
Llevaba así su vida normalmente, hasta que un día le pareció que “despertó con el pie izquierdo” y las cosas empezaron a cambiar.

Aquel día amaneció soleado, pero el cansancio acumulado fue difícil de vencer y le costó arreglarse para el trabajo. Subió a su transporte habitual después de una espera larga y no tan habitual. Al llegar al medio del viaje hasta la oficina, se desató una lluvia torrencial. Entró a su oficina con su ropa empapada.
Así que se acomodó y se secó como pudo, recibió un mensaje de texto en su celular que decía: “Necesitamos conversar”.
No necesito leer el nombre del remitente, ya sabía de quién se trataba. Habían tenido una discusión normal el día anterior. Tal vez no tan normal, porque sabía que en la hora de la rabia terminaba diciendo lo que no debía. Era una relación larga y estable, por lo tanto un sincero pedido de disculpas arreglaría su falta. No era una persona que le costara disculparse cuando errara.

Así cerró el celular recibió un aviso para dirigirse urgentemente a la oficina del director de su sector. Antes que dijeran de qué se trataba, ya sabía que debería ser sobre un contrato complicado que estaban trabajando y que preveía poder regenerar alguna confusión.
“Paciencia! – Pensó – hoy el día está complicado “!

Y estaba más de que lo podía suponer. No sólo el contrato había realmente dado problemas, como su estable empleo, podría estar en peligro. El director empezó con una conversación de que escucho rumores con respecto a que la empresa estaría en dificultades, que probablemente habría recortes.
Pasó el resto del día con ansia, lo que sucedía cuando el nerviosismo aumentaba.

Llegando a su casa, se preparó para la inevitable conversación.
Antes que el otro dijese cualquier cosa, si anticipo diciendo que había errado en lo que dijo el día anterior y se disculpó sinceramente.
“No! – Dijo el otro.
“No qué?! – Respondió con sorpresa. ”
“No es cuestión de disculparse. Está todo mal! Esto no anda bien! El desastre que sufrimos es irreversible. Mejor pararnos acá. No da más para mí – sentenció el otro”

Sus oídos zumbaban, su corazón se disparó, le faltaban las palabras. Definitivamente no esperaba eso! Intentó argumentar, sin efecto. Intentó pelear sin efecto. Lloró sin efecto. Y tuvo que conformarse en no poder hacer nada más en aquel momento.

Sufrió. Culpó al otro, a sí misma, al mundo, quedó con rabia y después se sintió humillada, se sintió agrandada y nuevamente humillada, en fin, pasó por todas las fases emocionales que el fin de una relación tiene.

Pero las palabras del otro quedaran martillando en su cabeza:
“Me cansé de esperar que crezcas y cambies! Me cansé de aceptar tus disculpas! No vas a cambiar nunca! ”

Lo peor de todo era no saber de verdad lo que debería cambiar específicamente! Cuál era el error tan fatal que estaba cometiendo? Cuáles eran sus defectos tan horribles, cuando en verdad no se veía tan ruin?
“Esta persona sólo podía estar loca para acusarlo de eso – pensó.
Como si el no tuviese defectos también! – Pensó también. ”

Pero las palabras quedaran dando vueltas en su cabeza.
Empezó a buscar ayuda.
Escuchó amigos, compró libros, marcó consultas, fue a conocer diversas religiones, hizo cursos. Pero las informaciones que recibía eran todas muy fragmentadas. Algunas buenas pero no le daban una línea, como qué cambiar específicamente o por donde seguir.
Un día, como siempre pasa para quien busca realmente, la respuesta llegó.
Leyó en algún lugar:

“Mira para tu nivel de satisfacción contigo mismo. Cómo te sientes al estar contigo? Estás pleno, feliz, relajado de verdad o te sientes frustrado, triste o irritado?
Mira al nivel de satisfacción que las personas a tu rededor sienten por ti. Trata de oírlos de verdad! Están plenos felices y relajados en tu compañía, o se sienten frustrados, tristes, irritados o distantes?
Mira para tu nivel de realizaciones. Están plenas, bien hechas, fluyen o están frustrantes, difíciles, complicadas?
Busca identificar los sentimientos de frustración en ti mismo y a tu alrededor!
La frustración se manifiesta normalmente como sentimientos de tristeza o frustración! Donde la frustración esté presente existirá algo en ti que necesitas cambiar. No en lo externo o en el otro! Pero en ti, en tu forma de pensar, sentir y actuar.
Existe frustración? Cambia a ti mismo que darás las condiciones para que el externo también cambie! ”

Fue lo que comenzó a hacer.
Al principio sintió alguna dificultad para identificar la frustración en sí mismo y principalmente en los otros, pero intentó buscar la tristeza y la irritación, que fueron fáciles de encontrar. Y las tenía a montones! En diversos sectores de su vida! Y descubrió con sorpresa que muchas personas a su alrededor sentían eso por ella también!

Poco a poco fue empezando a ver lo que provocaba ese sentimiento en los otros y en sí mismo. Descubrió algunas cosas irritantes que hacía y que aborrecían a las personas innecesariamente. Y descubrió donde boicoteaba su felicidad y las realizaciones de su vida, era debido a su forma de ser y pensar. Comenzó a verse de manera más real y más madura.
Lo juzgaba como siendo normal, era poco para sí misma y para su vida en el ahora. Su vida y su ser necesitaban vibrar en paz, amor y positividad! Sin frustraciones!

Cambiar de trabajo y ella tuvo mucho trabajo!
Y este trabajo fue una lenta observación de sí misma, de sus caminos y de las personas a su alrededor a cada instante.
Como un detective de sí misma, buscaba dónde y lo que debería cambiar y cómo hacer cada uno de estos cambios, siempre atenta a la irritación o a la tristeza que son las amigas íntimas de la frustración.
Empezó a percibir que las personas y el mundo a su alrededor se mostraban como espejo de sí misma. Si algo estaba ruin del lado de afuera, ella rápidamente buscaba la contrapartida en su interior y cambiaba. El mundo pasó a ser su mejor guía y maestro.
Y ella descubrió también que normales son todos, pero en sus infinitas diferencias!

Así como la evolución del ser humano siempre continua, esta historia no termina, pero sigue de la siguiente forma:

Era una vez … una persona excepcionalmente comprometida con sus realizaciones y su evolución!

Con cariño,
Vera Calvet

Más textos