Etiqueta: autoayuda

¿Ya hiciste tu limpieza Mental hoy?

20 Dic 19
Rashuah
, , , , , ,
No Comments

Todos los días, te levantas y realizas tu rutina de limpieza personal. Te cepillas los dientes, te lavas la cara, las manos, te bañas, te peinas el cabello, te vistes, te cuidas. También te ocupas de tus cosas, barres la casa, quitas la suciedad, lavas los baños, limpias los vidrios, la ropa y tiras a la basura lo que ya no estés utilizando.
Lo que no sirve, lo que es residuo, lo metes en una bolsa y los sacas de tu casa.

Esto también sueles hacerlo con las cosas de tu trabajo. Papeles… fuera, organizas la computadora y el resto de tus cosas. Estás constantemente ordenando, limpiando y tirando, así lo nuevo puede venir, y todo es más hermoso, visible, agradable, ordenado y fácil de ver.

Hacemos estas limpiezas diarias con nuestro cuerpo, nuestra casa y nuestras cosas, pero ¿Con qué asiduidad lo hacemos con la basura que habita en nuestra mente?

No tenemos ni idea de cómo los pensamientos recurrentes sobre cosas que no nos gustan, cosas que desaprobamos de nosotros, miedo que sentimos, limitaciones, los sentimientos de culpa, el dolor, la frustración, la tristeza, la ira, la incomprensión, la angustia, la ansiedad, la venganza, la envidia, los celos, la necesidad de protección, de ser reconocido, comprendido, etc. nos afectan constantemente y se acumulan como basura dentro de nuestra cabeza sin darnos cuenta.

Finalmente, estos pensamientos terminan siendo como viejos amigos nuestros, antiguos vecinos que vemos y oímos todos los días. Y debido a que los vemos y escuchamos siempre, empezamos a pensar que esto es normal. Es normal tener basura mental, es normal sufrir, es normal tener dolor, es normal no ser feliz y todo lo que está en mi cabeza más allá de lo normal y también de mi realidad y mi historia “es lo que hay”. Y así, dejamos que estos residuos se vayan acumulando, como se acumula el polvo en los vidrios, la grasa en la cocina, y la basura en el cesto. Si no se limpian, es imposible vivir, ¡pero vivimos y convivimos con nuestra basura mental diciendo que es normal!

¿En serio?

¿Cómo puedo creer en algo que ni siquiera sé si es mío o si se trata de información que he recibido de alguien? ¿Cómo puedo creer que esto es lo que realmente existe, si veo que hay gente que consigue las cosas, que es feliz y afortunada? ¿Por qué estas personas no tienen un mundo igual al mio que es gris, feo y sin gracia?

El pensamiento tiene una fuerza vibratoria tal que es capaz de modificar nuestro ADN, y tanto es así, que esa suciedad de la que hablábamos, y aquel miedo, terminan por materializarse. Ya sea en forma de evento, ya sea en forma de una enfermedad.

Y todo esto no es un castigo, sino una forma de entender que hay una ley de causa y efecto. Si no limpias tu casa, atraes cucarachas y hormigas. Si no limpias tus dientes, tendrás caries, si no lavas tu ropa, vas a tener polillas o ácaros. Si no se limpias tu computadora, tendrás virus o se terminará trabando. La suciedad olvidada o descuidada se acumula y termina por atraer plagas, virus, enfermedades. Asimismo, la suciedad acumulada en nuestros pensamientos, son frecuencias vibratorias que interfieren en todo nuestro campo magnético.

Vibraciones densas que atraen estrés, enfermedades, generan confusión y situaciones incómodas,  miedo, ansiedad, y tristeza, son síntomas comunes. Somos como imanes. Atraemos las cosas por afinidades vibratorias.

Es el momento de conocerse y empezar a decir no a la basura mental, llego la hora de hacer limpiezas diarias, comprender la naturaleza de nuestros pensamientos y cómo podemos ser capaces de cambiarlos.

El autoconocimiento es la respuesta. La meditación es la respuesta, el cambio de vibración es la respuesta.

Sólo conociéndote a vos mismo podés cambiar la naturaleza de tus pensamientos y por lo tanto la vibración de tu campo magnético. Y así, con una mejor comprensión de la ley de causa y efecto, vas a poder modificar o aprender a lidiar con las consecuencias de nuestras elecciones.

Meditar es elegir más salud, más alegría, y más cosas buenas en nuestra vida!

Con cariño

Heloisa.

Paren el mundo que me quiero bajar!

12 Jul 15
Rashuah
, , , ,
No Comments

Paren el mundo que me quiero bajar

 

¿Has tenido la sensación de que diferentes situaciones están pasando a una velocidad muy rápida?, ¿situaciones desagradables, y todas juntas, que te dan una sensación de impotencia?, es como si el mundo se acelerase y todo se derrumbara sobre tus hombros. Tienes ganas de gritar: ¡que pare el mundo yo me quiero bajar!

¡No aguanto tantas situaciones y problemas todos juntos! ¿No me los podrían mandar de a uno?

Cuando esto pasa, te pueden dar unas ganas inmensas de quedarte quietito y dejando que el huracán pase, pero comportarse como un avestruz, en esos momentos, es la peor opción.

No va a ser el tiempo quien resuelva estas situaciones, debes hacerlo tú mismo, con tus acciones y con tus pensamientos. El tiempo va a continuar su rumbo, pero si te comportas como un avestruz, nada se resolverá solo. Por el contrario, si no actúas positivamente, las cosas solo tenderán a complicarse más y más.

Debes saber que el gran responsable de que nuestra voluntad se “lleve a las patadas” con todo, y de postergar las acciones escondiéndonos como un avestruz es el miedo!

¡Y el miedo nos puede hacer imaginar las peores cosas!

Pero con miedo o sin miedo, las cosas continuaran sucediendo y exigiendo tu acción, exigiendo que tomes decisiones. Y por más que pienses que no puedes tomar decisiones cuando sientes miedo, estarás tomando una decisión. Más aún, estarás haciendo la peor elección posible, que es la de no hacer nada y dejar que todo se complique todavía más.

En verdad, todos tenemos miedo delante de lo inesperado. Inclusive los que actúan rápidamente delante de una situación inesperada, ellos también tienen miedo. La diferencia entre estas personas y las que no actúan, es que ellas no dejan que el miedo modifique su actitud y toman elecciones lo más conscientes que pueden en ese momento. Ellas no prestan tanta atención a los pensamientos dramáticos de miedo y actúan. Y en la mayoría de las veces obtienen un buen resultado. Esto es porque una acción consciente es siempre mejor que cualquier paralización.

¡Parar nos deja a merced de la vida y de lo externo! En tanto que en la acción somos los que detentamos el arbitrio.

“¿Y si cometo un error?” Este es el argumento de quien está siendo dominado por el miedo. Si actúas y erras, evalúa, arregla, pide ayuda, y endereza el rumbo después. No vivir, no errar, y no intentar es el mayor error que podemos cometer.

¡No esperes a estar totalmente seguro y sin miedo para actuar positivamente! Pues cuanto  más piensas y observas tu miedo, más crecerá y se convertirá en tu mayor compañero y tu peor enemigo.

El miedo es como un actor muy malo e inseguro que necesita de tu atención constante para aplaudirlo y cuanta más atención le des, más atención exigirá y te hará prisionero en tu palco. ¡Sal del teatro! Deja el miedo hablando solo y ve a luchar.

Busca tus soluciones, actúa. Y si no sabes cómo hacerlo, busca ayuda. Comparte tus preguntas con quienes confías. No tienes que saber todo y hacer todo solo. Y, ciertamente, habrá alguien que desea mucho ayudarte.

¿El mundo y las situaciones van rápidos por demás? Ve esto como una oportunidad para grandes cambios y estos cambios pueden ser negativos si continúas como un avestruz, pero ciertamente serán muy positivos si actúas positivamente/

 

¡No dejes que la energía negativa del miedo te invada!

¡Actúa consciente de tu momento ahora y de tu poder de acción y protección!

 

Con amor y mucho cariño,

Vera Calvet

 

Este asunto es ampliamente discutido en el libro que contiene el Curso de Meditación Ráshuah  – Módulo I, que lo encuentras en la sección  Libros

Estamos cerrados desde el 4 de Febrero. Volveremos con nuestros talleres y cursos para la expansión de la conciencia el 17 de Febrero.

Si quieres agendar una visita o recibir más informaciones, puedes mandar un whatsapp al 1567037492 y te contestaremos a la brevedad.